limpieza-mano-esponja-azulejo-mamparas-de-ducha-udvecindario.es

¿Necesitas brillo y pulcritud en los azulejos de tu baño? Sigue estos prácticos tips

Tal vez pueda parecerte difícil mantener limpios los azulejos del cuarto de baño, pero siguiendo estos tips lo lograrás sin ningún problema.

El cuarto de baño, es donde más sucio y humedad acostumbra acumularse, por lo tanto, es donde más cuidados y mantenimientos debemos tener.

En ocasiones puede resultar difícil eliminar todas estas suciedades, sobre todo cuando llevan mucho tiempo sin limpiarse, acumulándose por no escurrir el agua sucia que queda después de la ducha, dejándolos manchados por el jabón, mohos y humedades.

Para que tu cuarto de baño pueda mantenerse impecable ante esto, hemos preparado una lista de consejos para evitar que el sucio se apodere de tus azulejos.

Consejos para mantener limpios los azulejos del baño

  • Limpieza básica

Para empezar, puedes realizar un preparado en el que mezclarás media taza de agua con media taza de vinagre blanco destilado, impregna una toalla con la mezcla y comienza a limpiar. Finalizando, solo seca con un paño limpio.

Este método de limpieza, puedes emplearlo, en otros lugares o elementos de tu baño, como lo son las mamparas de ducha.

cuarto-de-baño-limpieza-azulejo-pulcro-mamparas-de-ducha-udvecindario.es
  • La magia del jugo de limón

Por los ácidos que contiene el limón, resulta un agente muy eficaz para mantener limpios los azulejos de baño. Solo necesitas agregar el jugo de limón en un envase de aerosol y rociarlo, ayudando a restregar con una esponja.

Retira el jugo de limón con un paño impregnado en agua tibia. Verás cómo tu baño brillará de limpieza.

  • Lejía para limpiar a profundidad

Realiza una combinación de ½ taza de lejía con tres partes de agua,  utiliza este preparado en una botella de aerosol, rociándolos, restregándolos con una toalla o esponja y luego retíralo usando un paño con agua tibia.

  • El bicarbonato de sodio como agente limpiador

Hacer esta preparación es muy fácil, tendrás que unir una media taza de bicarbonato de sodio y la misma cantidad de agua. Con la ayuda de un cepillo de fuertes cerdas debes restregarlos bien, sobre todo en las ranuras, que es donde más se acumula la suciedad. Retira el producto con agua tibia. Podrás ver cómo Limpiar con bicarbonato los dejará relucientes.

  • Limpieza con amoníaco

En una botella rociadora, debes combinar una gran parte de agua con unas 6 cucharadas de amoníaco, procede a limpiar con esta preparación y deja que actúe por 1 hora aproximadamente.

Mientras el producto actúa, lo más recomendable es dejar la puerta y ventana abierta (si la tiene) para que se ventile, pues los vapores del amoníaco pueden resultar dañinos. Para que termines esta limpieza, pasa una toalla limpia y mojada.

Como verás, no es tan complicado lograr la limpieza del baño, y además es muy sencillo, porque lo harás con productos y químicos que generalmente tienes en tu casa, sin más gastos y sin riesgos de comprar otros productos que pueden ser muy agresivos y terminen dañando los azulejos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *